jueves, 30 de septiembre de 2010

Jared Harris se une a Sherlock Holmes 2

Horas después de anunciar que Stephen Fry interpretaría a Mycroft, los productores parecen haber completado el reparto de Sherlock Holmes 2 al anunciar que Jared Harris se ha sumado a la producción.

Harris, conocido actualmente por su trabajo en Mad Men, tendrá uno de los papeles más importantes en la historia de Sherlock Holmes, dado que interpretará al villano Moriarty en la secuela.

Aunque todavía no se conocen muchos detalles sobre la historia, podemos recordar que en los libros de Sir Arthur Conan Doyle, Moriarty es un brillante criminal que controla uno de los imperios criminales más importantes del mundo.

Tenemos que decir que la elección de Harris es una gran sorpresa, considerando que hasta el momento se manejaban grandes nombres para este personaje, incluyendo a actores como Brad Pitt, Daniel Day Lewis y Sean Penn.

Con la contratación de Harris, el reparto principal parece estar completo, ya que incluye los regresos de Robert Downey Jr. y Jude Law, y la aparición de Noomi Rapace (The Girl with the Dragon Tattoo).

Detrás de cámaras también se repite gran parte del equipo, con Guy Ritchie como director, y Joel Silver, Susan Downey, Lionel Wigram y Dan Lin como productores.

Sherlock Holmes 2 será estrenada el 16 de diciembre del 2011.

En producción Meñique. película cubana animada en 3D

Director: Ernesto Padrón

LM. Anim. 2010.
Productora: Estudios de animación ICAIC

Ficha Técnica

Guión: Ernesto Padrón
Dirección: Ernesto Padrón
Producción General: Ariel Blanco
Dirección de Fotografía: José Manuel Riera
Música Original: Silvio Rodríguez
Dirección Técnica: Humberto Junco.

Diseños 2D y 3D: Ernesto Padrón, Tulio Raggi, Homero Montoya, Jesús Rubio, Heidy Curbelo, Alejandro Rodríguez, Luis Arturo Aguiar
Dirección de animación: Sila Herrera, Jerzy Pérez, Carlos A. Rivero (Aby) y Guillermo Ochoa
Jefes Técnicos: Heidy Curbelo, Mario Vladimir, Alejandro Rodríguez, Felipe González, Arturo Palacios, Manuel Alejandro Capdevila y Yuri Cabrera
Asistente de Producción: Liliana Álvarez
Animadores: Elvira de la Osa, Ricardo Delgado, Yunior Fonseca, Carlos Miche, Ernesto Echeverría, Alaín Romero, Yurky González, Alien Ma, Alain Dopico, Reinier Escalona, Wanare Pérez, Juan Carlos Herrera, Antonio de Mena, Eduardo García, Reinier Saavedra, Eduardo Azcue

Versión libre del cuento Pulgarcito del francés Édouard Laboulaye, adaptado por José Martí para la revista La Edad de Oro.

Sinopsis

Es la historia de un pequeño joven campesino que quiere sacar a su familia de la pobreza y se lanza a la ciudad junto a sus hermanos. Se enteran de que un enorme roble encantado tiene al palacio del rey en las tinieblas y sin agua; y que el soberano ha prometido otorgar el título de marqués y dar a su hija, la princesa Denise, en matrimonio, a quien logre cortar el árbol y abrir un pozo.

miércoles, 15 de septiembre de 2010

Regreso al Futuro y el espíritu recobrado de la juventud pasada

El 25º aniversario de este clásico de la ciencia ficción dirigido por Robert Zemeckis y apadrinado por Steven Spielberg nos devuelve ese mítico aroma ochentero que aún hoy permanece vivo con la misma frescura.

Jesús Benabat. Se está conviritendo en una práctica redundante, aunque no por ello innecesaria, el tributo desenfadado y nostálgico a esas pequeñas joyas de culto de los años 80, cine familiar y de ciencia ficción en gran medida, por parte de diferentes sectores del panorama cinematográfico, en razón de las sucesivas efemérides que se vienen celebrando por los años de su estreno en las pantallas. Desde aquí no podíamos ser menos, y por ello hoy rendiremos un sencillo y justo homenaje a una de esas cintas inolvidables enraizadas en la cultura pop ochentera que cumplen años, concretamente 25, desde que vio la luz allá por el año 1985. Se trata, como no podía ser de otra forma, de Regreso al Futuro.

Personalmente, se me antoja desolador que las nuevas generaciones de cinéfilos se vean desprovistos de las ingentes dosis de imaginación y trepidante acción que brindaban películas como esta. Parece que el cine adolescente camina a un punto de no retorno, a ese territorio esteril de cintas de terror previsibles y burdas comedias de gusto dudoso que no presentan mayor estímulo que "pasar el rato". Los años 80 fueron de una enorme fecundidad creativa al servicio de los más jóvenes; fantasía, ciencia ficción, aventuras y terror eran algunos de los géneros más utilizados para encandilar las mentes despiertas de una generación formada al calor de La Guerra de las Galaxias e Indiana Jones.

El nivel impuesto por Lucas y Spielberg era exigente, al fin y al cabo habían iniciado un movimiento cinematográfico renovador dirigido a un público tradicionalmente olvidado. Por ello, no se desentendieron de su obra y supervisaron un buen número de proyectos que ahondaban en su intención de entretener y estimular la imaginación del personal. Regreso al Futuro fue uno de esos proyectos, producido por Spielberg y dirigido por su amigo Zemeckis, condenado al éxito más rotundo; con un presupuesto de 19 millones de dolares se convirtió en la película más taquillera del año con 210 millones de recaudación. ¿La fórmula? Un guión muy trabajado sobre un género en boga como el de la ciencia ficción, adolescentes en apuros, acción, rock&roll y personajes carismáticos que entroncaban con el extendido gusto por lo caricaturesco.

Y es que cómo olvidar a ese pazguato de McFly (padre) siendo acosado por el temible Biff Tannen, quien preguntaba una y otra vez si había alguien en casa al tiempo que golpeaba la cabeza del pobre cobarde. También se podría decir lo mismo del científico loco "Doc" E. Brown, con su sempiterna expresión de sorpresa y sus continuas apariciones inesperadas; un aspecto de marciano al que contribuía de modo inestimable el actor Christopher Lloyd, un clásico de la parodia y la ciencia ficción también visto en ¿Quién engañó a Roger Rabbit?. Y por último, un joven Michael J. Fox que, desgraciadamente, no cosechó un gran éxito en su carrera más allá de la trilogía de Zemeckis, a pesar de detentar un nerviosismo contagioso de cierta comicidad y su buen hacer en dicha saga.

La cinta nos sitúa en la vida de un adolescente, Marty McFly, cuyo única preocupación es sacar a su chica aquella noche en el coche de su padre. Sin embargo y sin previo aviso, recibe una llamada de "Doc", el científico loco con el que mantiene una extraña relación de amistad, quien le enseña su alucinante invento, un Delorean que viaja en el tiempo desintegrándose cuando alcanza los 140 km/h. Tras una escaramuza con terroristas libios a los que Doc ha robado material nuclear, Marty escapa regresando a 1955, año en el que sus padres estaban destinados a conocerse. Su impacto en el pasado será notorio, suscitando que su madre se enamore de él en lugar del zopenco de McFly, por lo que, antes de regresar al futuro con la ayuda del "Doc" del pasado, deberá propiciar el encuentro de ambos para que él siga existiendo en su vida futura. Una intrincada historia de giros de guión francamente divertidos (de hecho le valió una nominación al Oscar) donde se produce un paradójico cambio de roles; es el adolescente Marty el que debe entender a sus padres y orientarlos en sus vidas, corriegiendo, al fin, los errores redundantes que habían cometido por cobardía y miedo desde un principio.

Zemeckis se maneja bien con esta clase de películas que roza lo mitológico en cuanto a la cantidad de referencias y símbolos de una época. Cómo si no entender aquella máquina del tiempo encrustrada en un mítico Delorean, o el patín que utiliza su protagonista para moverse de un lado a otro, enfundado, además, en un uniforme vaquero muy acorde a los tiempos; libios traficando con armas nuclerares, basura como combustible, un baile para enamorase y una apabullante intervención rockanrolera. Por si fuera poco, una banda sonora para la historia compuesta por el gran Alan Silvestri y una canción, "Power of Love", también nominada al Oscar de aquella edición.

Entretenimiento puro que tuvo su continuidad en otras dos secuelas de calidad similar (aunque la tercera fue ciertamente vapuleada). Regreso al Futuro es hoy día una película de culto más heredada de los 80 que cumple su 25º aniversario con la vigencia que reporta su elaborado e hilarante guión y una dirección amena por parte de un maestro del género, Robert Zemeckis. Naturalmente, los efectos especiales han quedado anticuados, pero el espíritu continúa, indeleble al paso del tiempo. (Tomado de sevillaactualidad.com)

Inician en Moscú semana de cine cubano

Fotograma de la película cubana Fresa y Chocolate

La capital rusa, Moscú, inicia hoy, con la proyección de la película Fresa y Chocolate, una semana de cine cubano.

El afiche del evento cinematográfico incluye siete filmes rodados entre 1983 y 2008, todos ganadores de premios o participantes en certámenes nacionales o internacionales, informa la agencia ITAR-TASS.

Fueron seleccionadas cintas que reflejan distintas épocas o ambientes, como La bella de la Alhambra, de Enrique Pineda Barnet, y Un hombre de éxito, de Humberto Solas, que muestran los años 30-50 del pasado siglo.

En las exhibiciones estará presente una delegación de la Isla que incluye a Jorge Luis Sánchez (realizador de El Benny), así como a otros integrantes del Instituto Cubano de Arte e Industria Cinematográficos (ICAIC).

La Habana se efectuó, en octubre de 2009, la semana de cine ruso, y en febrero último, durante la tradicional Feria Internacional del Libro, el público de la capital cubana disfrutó de varias películas rodadas en la nación europea, algunas adaptadas de obras literarias clásicas.

domingo, 12 de septiembre de 2010

Resident Evil: Ultratumba se apodera de la taquilla cine en USA

La película Resident Evil: Ultratumba consigue una más que buena arrancada en la taquilla cinematográfica estadounidense. Dejando a mucha distancia al resto de filmes en las carteleras USA. Milla Jovovich sigue teniendo un gran tirón.

Resident Evil: Ultratumba se alza al primer puesto de la taquilla USA con una recaudación de 27,7 millones de dólares. Buen arranque, gracias en gran parte a la suntuosa cantidad ingresada gracias al 3D.

Takers se queda en el segundo puesto con un parcial semanal de 6,1 millones de dólares recaudados. Los cuales van sumados al total de 48,1 millones de dólares recaudados desde su estreno.

El Americano, con George Clooney al frente, baja hasta el tercer puesto una recaudación de 5,9 millones de dólares. Las aventuras italianas de Clooney recaudan hasta ahora 28,3 millones de dólares.

Machete, de Robert Rodriguez, baja hasta la cuarta posición semanal con una cifra de 4,2 millones de dólares. Las sangrientas aventuras de Danny Trejo y compañía, consiguen sumar un total de 20,8 millones de dólares.

El romance de Manteniendo las distancias ocupa ahora el quinto lugar con 3,8 millones de dólares. Sumando un total de 14 millones de dólares desde su estreno de cines.

Los otros dos se mantienen muy vivos. Para ellos es el sexto puesto con 3,6 millones de dólares. Sumando desde su estreno, nada menos que 113 millones de dólares.

The Last Exorcism desciende hasta el séptimo puesto con 3,45 millones de dólares. La terrorífica propuesta impulsada por Eli Roth acumula un total de 38,2 millones de dólares de recaudación taquillera.

Los Mercenarios de Sylvester Stallone mantiene el octavo puesto gracias a un parcial de 3,2 millones de dólares. Acumulando desde su estreno nada menos que 99 millones de dólares en las taquillas de los cines estadounidenses.

Origen (Inception) suma 3 millones de dólares en la última semana. Una cifra que le permite quedarse en el noveno puesto. Y un total de nada menos que 282 millones de dólares. Siendo ya una de las películas más taquilleras del año.

Come Reza Ama cierra la tabla por la semana con un parcial de 2,9 millones de dólares y un acumulado de 74,6 millones de dólares en los cines estadounidenses.

Sofia Coppola, la reina de Venecia

Venecia, 12 sep (PL) La cineasta italo-norteamericana Sofia Coppola se marchó a casa escoltada por un León de Oro que pondrá en el regazo de su padre, el gran Francis Ford, quien le enseñó el abc de un oficio que ella amasó con un talento heredado y madurado con los años.

Un León al que está íntimamente asociado otro mérito de no menor relevancia, el de ser la cuarta mujer que lo gana en la historia de estos festivales.

A los 39, y con solo un pequeño puñado de películas rodadas, se alzó con el máximo lauro de una Mostra a la que parecía predestinado, según consenso de la prensa, el chileno Pablo Larraín y su estremecedora Post morten, ambientada en el sombrío preludio del golpe militar de Augusto Pinochet que inauguraría una de las etapas de horror más cruentas de la historia de Chile.

Sofia Coppola se impuso, sin embargo, con Somewhere, un "filme que nos sedujo desde la primera escena y fue creciendo en nosotros, en nuestros análisis, en nuestras mentes y simpatías", afirmó el presidente del jurado, Quentin Tarantino.

Fue una decisión unánime en la que primaron las calidades artísticas, añadió, al argumentar un fallo que provocó no pocos comentarios sinuosos.

El principal de ellos asociado a su condición de ex pareja de una cineasta y guionista cuya brillantez, demostrada desde su primer filme, Las vírgenes suicidas, ya dejó entrever el potencial que no tardaría en emerger y desplegar sus multiples aristas.

Una brillantez que la pone a salvo de cualquier suspicacia.

Su historia, ambientada en hoteles -"los conozco al derecho y al revés por el tiempo que pase en ellos cuando viajaba con mi padre", - aborda la búsqueda de un actor repleto y hastiado de la fama (Johnny Marco), empeñado en reencontrarse a sí mismo mediante la relación con su hija (Elle Fanning).

Quería hablar de la ciudad de Los Angeles, explicó Coppola, hacer un retrato de la ciudad. Para ello eligió enfocar su mirada en uno de esos momentos de transición en que el ser humano se aisla del mundo para quedar en contacto unicamente con su soledad.

Y también el territorio de los hoteles con su sensación de fugacidad, de temporalidad, de isla sin anclaje.

Tarantino había anticipado desde su primera conferencia de prensa que su integridad, tantas veces manifiesta, lo ponía al abrigo de cualquier posible conjetura y también anticipó que sus gustos habían cambiado con los años, sin dejar de ser fiel a la estética que siempre lo ha acompañado.

Esta dualidad se tornó perceptible -en su indiscutible liderazgo del jurado-, no solo en la adjudicación del León de Oro a Sofia Coppala (méritos aparte) sino también en el León de Plata otorgado al español Alex de la Iglesia con su retrato hilado en la cuerda de una tragedia grotesca, en Balada triste de trompeta.

La película abarca el período que va de la Guerra Civil (1936-39) hasta el asesinato del ex presidente del Gobierno español Luis Carrero Blanco, visto desde el hilo conductor de un payaso tonto, encarnado por Carlos Areces, y el afilado carisma del payaso gracioso que tiene a su marced la compañía a la que llega el primero.

La cámara registra, desde una visión delirante, la imagen de una España dual, enfrentada a si misma dese sus dos mitades, hasta destruirse.

El jurado, integrado entre otros por el director y guionista mexicano Guillermo Arriaga y el italiano Gabriel Salvatore, destacó el estilo desbordado de la cinta y su original retrato del franquismo.

"Aquí lo que se ha premiado es al mejor coctelero, al barman, dijo De la Iglesia con la irrverencia consustancial a su persnalidad indomable, y que no vacila en volcar hacia sí mismo.

El truco es mezclar los elementos bien, añadió,, porque no hay que intentar algo nuevo, sino bueno". Una película es como mostrarte a ti mismo de una manera violenta, había dicho antes en diálogo con la prensa, como también expresó que fue la más difícil, pero también la que mayor contentura y orgullo le había producido.

Tarantino tuvo que soportar que el fallo del jurado encabezado por él fuera calificado aquí como un triunfo del "clan Tarantino, a lo que contribuyó el Leon de oro a la carrera, conferido a Monte Hellman, quien se arriesgó a producir su primera película, Reservoir dogs, cuando Tarantino era solo un anónimo debutante en las lides del cine. Solo que aparte de ser el descubridor y mentor del realizador de Pulp fiction, Hellman es una de las figuras imprescindibles del cine independiente de los años 1970 y 1980.

Venecia concluyó sin abandonar su tendencia a privilegiar la filmografía europea y, para comprobarlo, basta echar una mirada a la lista de galardones.

América Latina quedó fuera una vez mas en una Mostra cuyos organizadores quisieron imprimir un matiz "democrático" a su selección de filmes concursantes al incluir a la chilena Post morten en la sección oficial del certamen y abrirle una puerta subalterna a la cinematografía de ese costado del mundo, en las secciones paralelas.

A continuación, la lista de los principales premios:

-León de Oro al mejor filme: Somewhere, de Sofia Coppola (EE.UU)
-León de Oro Especial: Monte Hellman (EE.UU, por el conjunto de su carrera
-León de Plata a la mejor dirección: Alex de la Iglesia, por Balada triste de la trompeta (España-Francia)
-Premio Especial del Jurado: Essential killing, de Jerzy Kolimowski (Polonia-Noruega-Hungría-Irlanda)
-Copa Volpi a la mejor actuación masculina : Vincent Gallo, por Essential killing
-Copa Volpi a la mejor actuación femenina : Ariane Labed, por Attenberg, de Athina Rachel Tsangari (Grecia)
-Premio Marcello Mastroianni al mejor debutante : Mila Kunis, por Black swan, de Darren Aronofsky (EE.UU)
-Premio mejor fotografía: Mikhail Krichman, por Ovsyanki, de Aleksei Fedorchenko (Rusia)
-Premio mejor guión : Alex de la Iglesia, por Balada triste de trompeta
(España-Francia)

El cine cubano regresa a Rusia

Moscú, 11 sep - El cine cubano regresa a Rusia tras más de dos décadas de ausencia con una muestra de siete películas muy diversas en temáticas y en su forma de abordar la realidad, indicó hoy el realizador Manuel Pérez Paredes.

Según Pérez Paredes, la semana de cine cubano, del 15 al 21 próximos en esta capital, es un primer paso en cuanto a poder establecer relaciones entre el cine cubano y ruso después de años de mantener contactos, pero muy espaciados.

Ya ha habido una presencia en coproducciones y ahora se acaba de estrenar una película en Cuba titulada Lisanka, que ambienta la época de la Crisis de Octubre de 1962 o Crisis de los misiles, como se le conoce aquí, declaró el cineasta a Prensa Latina.

En ese filme ya hay una presencia de actores rusos y de una entidad estatal rusa en su coproducción, señaló uno de los fundadores del Instituto Cubano de Arte e Industria Cinematográficos (ICAIC).

Lo más importante es que el público de Rusia conozca de un cine cubano pequeño en cantidad, pues la producción es poca, pero con un sostenido nivel de buena calidad, opinó.

Además, vienen siete películas muy diferentes en la manera de abordar la realidad como son: "Fresa y Chocolate", "Hasta cierto punto", "La bella de la Alhambra", "Un hombre de éxito", "La vida es silbar", "El cuerno de la abundancia" y "Benny", subrayó.

Ahora, la revolución tecnológica digital llega para democratizar las posibilidades de hacer cine, pero, al mismo tiempo, exige mantenerse al día en términos de inversión, pues los recursos tecnológicos se modernizan a una velocidad muy grande, afirmó.

Desde la década de 1990, pero sobre todo en el nuevo siglo, contamos con una nueva generación de cineastas que, a diferencia de la mía, que hicimos cine en película, trabaja el cine digital.

Tal generación, que son de unos 30 años y empieza ahora, ya han dado señales de talento y comienza a aparecer un cine independiente, en conexión con el estado, en este caso con el ICAIC, pero ya con una voluntad de cierta autonomía empresarial e industrial, explicó.

Al referirse a la muestra de cartel de cine cubano, paralela a la semana cinematográfica, Paredes indicó que el afiche tradicional es eminentemente de promoción comercial y en general es de muy bajo nivel.

Pero desde su fundación, el ICAIC como organismo de promoción del cine en la isla se propuso extenderse a la cultura cubana como un todo y se planteó entonces que la propaganda cinematográfica también fuera una contribución a la educación estética del público, destacó.

De ahí que desde un principio se promovió el acercamiento de productores plásticos cubanos para que expresaran con el cartel la esencia de la película y educar así el gusto de la persona que ve el afiche, apuntó el realizador, quien arribó aquí el pasado jueves.

Los grandes pintores nuestros como René Portocarrero o Servando Cabrera Moreno, entre otros de primer nivel, se incorporaron al ICAIC y trabajaron los afiches de las películas que le motivaron y su obra fue expuesta en las esquinas, postes y calles, recordó Pérez Paredes.

Por eso se habla de herejía, indicó la secretaria de Cultura de la embajada cubana, Martha Carreras, porque rompe con los cánones preestablecidos de que el gran pintor debe exponer su obra en museos.

Carreras reveló que el primer plástico cubano que realizó un cartel de cine con nuevos códigos fue Portocarrero para promover la primera coproducción soviético-cubana "Soy Cuba", en 1964, dirigida por Mijail Kalatazov, con guión de Enrique Pineda Barnet y Evgueni Yevtushenko. (Por Por Antonio Rondón García / PL)